****IMPORTANTE: La nueva ley de mecenazgo establece un incremento de la deducción fiscal que pasa del 25% al  50% en 2015 y al 75% a partir de 2016 para los primeros 150 euros de colaboración con asociaciones que queden incluidas en la ley, como es el caso de Abay, por estar declarada de Utilidad Pública por el Ministerio del Interior. De aplicación sin perjuicio de las normas especificas propias de los territorios forales ****  

Captura de pantalla 2015-11-15 a las 9.13.45

 

A los efectos prácticos en Abay, esto significa para las aportaciones a realizar en 2016:


Que una persona que, sin tener otras aportaciones con ONGs acogidas a esta ley, aporte 75 euros por la cuota de socio anual (Caso de las cuotas para dos personas), tendrá una deducción mínima de  56,25 euros, por lo que por la cuota de socio tendrá un gasto neto de 18,75 euros al año.


Que una persona que, sin tener otras aportaciones con ONGs acogidas a esta ley, aporte 110 euros por la cuota de socio anual (Caso de las cuotas individuales), tendrá una deducción mínima de  82,5 euros, por lo que por la cuota de socio tendrá un gasto neto de 27,5 euros al año.


Que una persona que, sin tener otras aportaciones con ONGs acogidas a esta ley, aporte 240 euros por la cuota de apadrinamiento, tendrá una deducción mínima de  139,5 euros, por lo que por la cuota de apadrinamiento tendrá un gasto neto de 100,5 euros al año.


Que una persona que, sin tener otras aportaciones con ONGs acogidas a esta ley, aporte 315 euros por la cuota de apadrinamiento sumada a la participación de 75 euros por la cuota de familia sumadas a 240 euros por la cuota de apadrinamiento, tendrá una deducción mínima de  162 euros, por lo que por lo que el gasto neto sería de 153 euros al año.


 Lo que quiere decir por ejemplo, que:

…puedes ser socio por algo más de 1,5 euros/mes.

…puedes tener un niño apadrinado por algo más de 8 euros/mes.

…puedes ser socio y tener un niño apadrinado por 12,75 euros/mes.

Si te emociona imaginarlo, imagínate haciéndolo… HAZLO CON ABAY

– En Abay priorizamos los proyectos de cooperación en materia de educación, sanidad y apoyo a la comunidad, con la consecución de no sólo medios materiales sino capacidades para un desarrollo sostenible.

– En Abay hacemos posible que cada socio de forme parte y se sienta parte de Abay. Promovemos su participación activa en todas las iniciativas, proyectos y procesos en los que esté dispuesto a colaborar.

– En Abay somos todos voluntarios, los miembros de Abay se costean ellos mismos los viajes de representación, no tenemos dietas, no se destinan gastos a labores de representación.

– En Abay conseguimos que a nuestros proyectos en Etiopía llega mucho más que lo recaudado de la cuota de socio o apadrinamiento, pues se generan a lo largo del año numerosos actos solidarios organizados por nosotros que generan ingresos que se destinan íntegramente a los proyectos.

– En Abay hemos comenzado la gestión de voluntariado con el objetivo de cubrir déficits asistenciales y de capacitación. Esta actividad no sólo no supone coste para Abay sino que los voluntarios aportan y trasladan material para realizar sus tareas.

– En Abay además de desarrollar proyectos de cooperación en Etiopía, nos gusta realizar difusión de este maravilloso país y por ello realizamos exposiciones fotográficas, charlas, jornadas formativas, edición de libros, concursos etc.

– En Abay nos gusta organizar actividades para socios como encuentros de familias en las que se fomenta la convivencia entre nuestro hijos nacidos en etiopía, inmigrante etíopes o en personas interesadas de una u otra forma en Etiopía.

– En Abay favorecemos la asociación de jóvenes con cuotas de 1 euro/mes y familias con ingresos reducidos pero que quieren ser partícipes de nuestras actividades con cuotas de menos de 2 euros al mes. Además tenemos la consideración de ONGd, lo que supone la posibilidad de desgravación de las aportaciones tanto de cuotas como de donaciones de empresas o particulares.

Gracias desde Abay

….

En las manos, en la piel, en el alma, en los ojos,

Etiopía está en nosotros, ¡somos Abay!